Negocios rentables en Galicia

Negocios rentables en Galicia ¿qué tienen en común?

Existen un gran número de negocios rentables en Galicia y son muy diferentes entre ellos. Sin embargo, si nos fijamos bien es posible encontrar una serie de características semejantes en todos ellos.

Negocios rentables en Galicia ¿qué tienen en común?

El sector empresarial y la mentalidad de los empresarios ha cambiado mucho. Quienes tienen pequeños negocios buscan una actividad que les genere los ingresos necesarios para vivir en buenas condiciones, pero sin tener que renunciar a disfrutar de la vida. Esto nos lleva hacia un nuevo modelo de negocio que se está imponiendo en diferentes lugares, entre ellos en Galicia.

Debido a las dificultades que han experimentado en los últimos años los emprendedores para conseguir financiación, hoy en día la mayoría de negocios rentables en Galicia son empresas que han requerido de una inversión no demasiado alta para ponerse en marcha. La mayoría de ellas se han financiado con capital privado, ya sea del propio empresario o a través de su círculo más cercano. Para aquellos negocios que requieren de una mayor inversión, muchos de ellos han recurrido al crowdfunding en lugar de a la financiación bancaria.

En cuanto a la actividad, hay negocios exitosos en muchos sectores, pero la clave de todos ellos está en haber sabido detectar a tiempo una necesidad y centrarse en actividades que tienen vocación de permanencia, ofreciendo productos o servicios que los consumidores van a seguir demandando con el paso del tiempo.

Otro aspecto común de muchos de estos negocios es el hacer uso de las nuevas tecnologías para darse a conocer. Tanto los negocios que están ubicados en ciudades como los que están en ámbitos rurales, han hecho un uso intensivo de mecanismos como las redes sociales o de las páginas web para poder darse a conocer.

Además, muchos negocios ya no se centran únicamente en el ámbito local, sino que a través de Internet pueden llevar sus servicios o productos cada vez más lejos.

Errores comunes al hacer la colada

Hacer la colada de mantas y edredones en La Wash

Todos pensamos que nuestra forma de hacer la colada es la mejor, pero puede que estemos equivocados. Hay ciertas prácticas que se siguen llevando a cabo hoy en día y que, lejos de lo que creemos, no ayudan a que nuestras prendas estén mejor cuidadas, sino todo lo contrario. Cuáles son los errores más comunes.


Uno de los errores más habituales es separar las prendas por colores, cuando en realidad lo que deberíamos hacer es separar primero la ropa atendiendo a la temperatura máxima a la que puede lavarse.


Una vez que tenemos claro a que temperatura se puede lavar cada prenda, podemos proceder a separar las prendas en función de su color, lavando por separado las prendas blancas de las prendas de colores intensos.


Solemos pensar que cuanto más jabón ponemos en la lavadora más limpias van a quedar nuestras prendas, pero ocurre todo lo contrario.


Un exceso de jabón nos lleva a hacer más gasto en productos de limpieza, a contaminar más el medio ambiente y además puede provocar que queden restos de jabón en la ropa, lo que puede generar irritaciones en la piel.

Con frecuencia solemos añadir lejía en los ciclos de lavado que llevan prendas con elásticos como los calcetines o la ropa interior. Este producto contribuye a que el elástico se degrade antes, haciendo que nuestras prendas adquieran pronto un aspecto viejo y desgastado. Lo más recomendable es usar otro tipo de blanqueantes menos agresivos.


A todos nos ha ocurrido que después de lavar y secar una prenda descubrimos que tiene una mancha. Mancha que seguramente nos va a resultar muy difícil de eliminar.


Para conservar adecuadamente nuestras prendas debemos dar prioridad a ciertas manchas (chocolate, grasa, tomate, etc.) y proceder a su lavado lo antes posible.

Aplicando los cuidados adecuados al hacer la colada, nuestra ropa estará limpia y nos durará mucho más.

Nueva lavandería autoservicio La Wash en Gran de Sant Andreu

Nueva lavandería autoservicio La Wash en Gran de Sant Andreu de Barcelona


Ya puedes hacer toda la colada en una nueva lavandería automática La Wash desde el pasado 22 de noviembre en Gran de  Sant Andreu  número 11 de Barcelona


En esta lavandería automática tendréis a vuestra disposición 2 lavadoras grandes de 9 KG , 1 lavadora XL de 15 KG y 1 lavadora gigante de 19 KG.

También encontraréis 2 secadoras XL de 15 KG y 1 secadora gigante de 19 KG así como una central de pago.

La carga detergente y suavizante es automática.

Estaremos encantados de darte el mejor servicio de lavandería.

 

 

 

De dónde viene la expresión hacer la colada

De dónde viene la expresión hacer la colada

¿De dónde viene la expresión hacer la colada?

Cuando nos disponemos a lavar y secar nuestra ropa para dejarla en óptimas condiciones de higiene siempre hablamos de hacer la colada, pero ¿de dónde viene esta expresión?

Los productos químicos que usamos hoy en día para limpiar nuestra ropa no existían hasta hace unos años.

De forma que las mujeres, que eran las que se encargaban de esta tarea, tenían que hacer frente a un proceso largo y duro para limpiar sus prendas. Además, la ropa estaba mucho más sucia, debido al trabajo en el campo.

En primer lugar se hacía un lavado a mano con jabón elaborado a base de grasa animal.

Tras el primer lavado se depositaba la ropa en un barreño con un agujero en su parte inferior y usando una tela a modo de filtro se echaba ceniza pulida para blanquear la ropa.

A continuación se hervía agua que se vertía sobre la ceniza para disolver los carbonatos de sodio y potasio, produciendo un efecto de cloración, similar al de la lejía.  

El agua volvía a empapar la ropa y se filtraba a través del agujero en el inferior del cubo.

Ese mismo agua se recogía de nuevo y se volvía a hervir para volver a utilizarlo en la misma operación, repitiendo esta acción tantas veces como fuera necesario hasta que la ropa quedara limpia.

A la acción de colar la ceniza para blanquear la ropa se la llegó a conocer popularmente como “hacer la colada”, una expresión que se ha mantenido hasta nuestros días y que a día de hoy hace referencia al conjunto de actividades que llevamos a cabo para higienizar nuestra prendas.

Proceso que, afortunadamente, hoy por hoy es mucho más sencillo de llevar a cabo gracias a las lavadoras, las secadoras y los productos químicos que nos permiten sacar la mayoría de las manchas que puede haber en nuestras prendas.

Pasos para montar un negocio en Madrid

A la hora de montar un negocio en Madrid lo primero que hay que tener claro es el sector en el que se quiere entrar.

En el mundo de los negocios siempre hay sectores o actividades que están de moda, pero muchas de ellas son modas pasajeras y ocurre con frecuencia que no es conveniente invertir en esos sectores.

Lo más recomendable si se está pensando en hacer una inversión a largo plazo, es entrar en un sector que esté en crecimiento y que además tenga vocación de permanencia.

La elección del local es otra cuestión a tener muy en cuenta. En las grandes ciudades los alquileres no son baratos, pero pagar un alquiler elevado puede compensar si a cambio se consigue ubicar el negocio en un lugar en el que se pueda atraer a un buen número de clientes.

No siempre es necesaria una gran inversión en el local. Dependiendo del tipo de negocio de que se trate, se puede instalar en un establecimiento que esté en una zona más residencial y por tanto más barata. 

Una vez que se tiene el local hay que llevar a cabo las reformas para poder abrir en él el negocio de que se trate. Para ello habrá que solicitar al Ayuntamiento una licencia de obra, mayor o menor en función de la envergadura de las reformas que se vayan a llevar a cabo, y una licencia de actividad. 

Cuando la reforma está terminada hay que solicitar también al Ayuntamiento el permiso de apertura, que acredita que el local está en óptimas condiciones y cumple todos los requisitos legales para llevar a cabo una determinada actividad abierta al público.

Con toda la documentación ya en regla, se puede abrir el establecimiento al público y comenzar a operar en él. Estos son los pasos básicos para montar un negocio en Madrid.

Nueva lavandería autoservicio La Wash en Madrid

Nueva lavandería autoservicio La Wash en Madrid


Ya puedes hacer toda la colada en una nueva lavandería automática La Wash desde el pasado 1 de diciembre en  la calle de Santa Feliciana número 10 de Madrid


En esta lavandería automática tendréis a vuestra disposición 2 lavadoras grandes de 9 KG y 1 lavadora gigante de 19 KG.

También encontraréis 1 secadora XL de 15 KG y 1 secadora gigante de 19 KG así como una central de pago.

La carga detergente y suavizante es automática.

Estaremos encantados de darte el mejor servicio de lavandería.

Lavandería autoservicio para lavar mantas y edredones

La lavandería autoservicio para lavar mantas y edredones.

La lavandería autoservicio para lavar mantas y edredones

Ya ha llegado el frío y es momento de sacar las mantas y edredones y volver a ponerlas en las camas. Hay muchas personas que prefieren hacer el lavado de este tipo de prendas en primavera, para guardarlas limpias y tenerlas listas de cara al invierno, pero también hay quien prefiere hacer la puesta a punto de estas prendas justo antes de ponerlas en la cama, por eso durante estos días hay más afluencia en la lavandería autoservicio.

Este tipo de lavanderías han supuesto un gran ahorro cuando se trata de limpiar las prendas grandes, ya que no caben en una lavadora doméstica y llevarlas a una tintorería puede resultar demasiado caro.

Sin embargo, en una lavandería automática se pueden lavar los edredones y mantas de una forma rápida y sencilla.

En estos casos se aconseja usar las lavadoras de mayor capacidad, puesto que estas prendas suelen ser de grandes dimensiones. Si se trata de edredones o mantas para camas de 90 cm. de ancho, en algunos casos se pueden lavar hasta dos edredones de una sola vez, pero si se trata de edredones de camas dobles lo mejor es lavar estas prendas solas.

Antes de hacer el lavado es conveniente revisar las etiquetas para ver cómo debe ser el lavado.

En función del tipo de relleno, es posible que el edredón no aguante ciertas temperaturas.

Una vez que se tiene claro lo que se debe hacer para limpiar el edredón, basta con ponerlo en la lavadora y seleccionar el programa deseado. Pasados unos minutos la prenda estará limpia y lista para pasar a la secadora.

En apenas 60 minutos podemos tener nuestros edredones y mantas limpios y secos, listos para ponerlos en las camas en cuanto lleguemos a casa.

Además, usando los servicios de una lavandería autoservicio ahorramos tiempo y dinero.

Negocios rentables en España

los negocios rentables en España.

Características de los negocios rentables en España

Cuando se trata de buscar negocios rentables en España las opciones son muchas. Hay una gran cantidad de sectores en los que existen buenos ejemplos de negocios que pueden llegar a ser exitosos. Aunque son muy diferentes entre ellos, todos ellos tienen una serie de cuestiones o peculiaridades en común.

Un negocio es rentable cuando permite recuperar la inversión realizada en el mismo y además comenzar a ganar dinero en el mínimo plazo de tiempo.

Por ese motivo, cuanta menor sea la inversión necesaria, más posibilidades hay de que el negocio comience pronto a ser exitoso.

El sector empresarial se ha remodelado en los últimos años y cada vez surgen más negocios en los que la inversión inicial no es demasiado alta.

Los nuevos emprendedores quieren tener un negocio que les permita vivir, pero no vivir para su negocio.

Esto nos lleva a otra de las características de los negocios rentables en España, la mayoría de ellos tienen una gestión lo más sencilla posible para agilizar el trabajo.

Algunos modelos de negocio funcionan de forma tan automatizada que ni siquiera es necesario contar con empleados.

En cuanto al número de empleados, la tendencia en los pequeños negocios es no tener una plantilla demasiado amplia.

El uso de las nuevas tecnologías en el marketing es otro rasgo que comparten los negocios exitosos. El marketing online es más barato que el offline y en la mayoría de las ocasiones llega a ser más efectivo. Utilizar canales como las redes sociales permite a las empresas dar a conocer sus productos y/o servicios y a la vez estar en contacto con sus clientes.

Otro rasgo común es que la mayoría de nuevos negocios que resultan ser exitosos se han centrado en sectores que están en plena expansión y que tienen perspectivas de permanecer en el tiempo. Es decir, en sectores que no son una simple moda pasajera.

Más consejos sobre el cuidado de la ropa

consejos sobre el cuidado de la ropa de algodón

Más consejos sobre el cuidado de la ropa de algodón

El algodón es uno de los materiales más usados para la confección de prendas de vestir. Una prenda confeccionada en algodón puede durar mucho tiempo, pero para ello es imprescindible seguir unos consejos sobre el cuidado de la ropa.

El algodón es un tejido con tendencia a absorber las manchas. Precisamente por ello, si la prenda se ha manchado de algún producto difícil de eliminar, lo mejor es aplicar algún quitamanchas si no se va a lavar inmediatamente.

A la hora de lavar prendas de algodón es importante separar la ropa blanca de la ropa de color. Si se trata de una prenda 100% algodón y es de color, no se debe lavar con agua caliente, ya que puede producir desteñidos.

El agua caliente no es positiva para el algodón, en estos casos no es recomendable lavar las prendas a más de 30º C.

En cuanto al detergente, es mejor hacer uso de un detergente suave que no dañe las fibras. A ser posible se debe hacer la colada de ropa de algodón en un ciclo delicado, no mezclando prendas de otros tejidos.

El algodón se puede meter en la secadora, pero con precaución. El ciclo de secado debe ser mínimo y si se prefiere tender al aire libre, hay que poner la ropa a la sombra.

Uno de los inconvenientes de este tejido es que se arruga mucho, por lo que al plancharlo hay que usar la temperatura más alta, teniendo precaución de no quemar la prenda.

El algodón es muy atractivo para las polillas, por eso es recomendable guardar siempre las prendas de algodón en un lugar limpio y seco, revisando periódicamente que no hay polillas.

Si se desea usar una prenda de algodón que ha estado guardada durante mucho tiempo, lo más recomendable es dejarla airear unas horas ante de ponérsela.

Cómo funciona una secadora de ropa

¿Cómo funciona una secadora de ropa en La Wash?

¿Cómo funciona una secadora de ropa?

Las secadoras de ropa son un electrodoméstico imprescindible durante el invierno, especialmente en aquellas zonas en las que la lluvia suele hacer acto de presencia con bastante asiduidad durante esta época del año.

La tecnología sigue avanzando y existen diferentes modelos de secadoras, pero para ver cómo funciona una secadora de ropa vamos a centrarnos en los dos modelos más habituales, el de condensación y el de evacuación.

Básicamente lo que hace una secadora es aspirar el aire del lugar en el que está instalada, calentarlo y proyectarlo dentro del tambor para conseguir secara la ropa. Esta acción genera humedad que es extraída directamente de la ropa al secarse. Según la forma en la que se evapore esa humedad, se tratará de un tipo de secadora u otra.

La secadora de evacuación elimina la humedad directamente hacia el exterior a través de un tubo, mientras que la secadora de condensación recoge el vapor de agua generado en un depósito interno.

Las secadoras de evacuación fueron las más demandadas durante un tiempo, pero en los últimos años las que más se venden son las de condensación, al tener un sistema de evacuación de la humedad que permite su instalación en interiores de una forma más cómoda.

Los diseños más modernos de secadoras incorporan bombas de calor. Su funcionamiento es similar a las de condensación. El calentamiento del aire se hace a través del condensador de la bomba de calor, mientras que el enfriamiento se hace a través de un evaporador.

Sea cual sea el modelo de secadora elegido, es aconsejable mezclar en el mismo ciclo de secado prendas grandes y pequeñas para que la ropa se distribuya por todo el tambor y se seque de forma más homogénea.  Otra forma de obtener buenos resultados es separar la ropa para secar en función de su tejido.